5 recetas de dulces para celebrar Halloween sin remordimiento

La celebración del Día de las Brujas se acerca y con ella, los preparativos para recibir a los niños que van a pedir dulces a tu casa. Aquí te doy unos consejos para que reemplaces algunos de esos dulces por bocadillos más sanos. ¡Toma nota!

1.Paletas fantasmas de banana: solo tienes que pelar la banana, cortarla en dos mitades, enterrar un palito a cada una (puede ser de helado, de brochette o lo que tengas a mano). Luego, bañas las bananas en glasé falso (azucar impalpable con unas gotitas de limón) y le añades dos chispas de chocolate para los ojos del fantasma. Deliciosas, prácticas y fáciles de hacer; y lo mejor: a los niños les van a encantar.

2. Escobas de bruja hechas con queso: una manera original de servir el típico copetín con queso y grisines o palitos de snacks salados. Para hacerlo solo tienes que tomar una feta de queso y hacerle pequeños cortes en ambos extremos, luego partirla a la mitad y usar cada trozo para dos escobas distintas. Envolver un extremo del grisín con el queso y con un hilo atarlo del borde.

3. Bolitas de arroz calabaza: Las típicas calabazas de Halloween sin necesidad de usar calabaza. Estas originales bolitas son hechas con arroz cocinado en jugo de zanahoria. Para los ojos, boca y el tallo solo necesitas aceitunas negras y verdes y un poco de manualidad. Listo, una comida apetitosa y tenebrosa.

4. Momias tostadas: mini pizzas saludables con pan de molde tostado, untado con salsa de tomate, unas cuantas tiritas de mozzarella y fetas de aceitunas negras para los ojos. Lo mejor de todo: tanto el queso como el pan se pueden comprar en su versión Light y siguen siendo riquísimas.

5. El esqueleto vegetariano: para los más creativos, en lugar de preparar una ensalada mezclando todos los ingredientes de forma tradicional, es más llamativo exponer a las verduras como parte de un esqueleto. Quizás incluso los niños se animen más a comer lo.